BudaCOMO LLEGAR

Había leído que en Buda, un caserío del Valle de Caldueño, se mantenía todavía en pie un hórreo del siglo XV. Así que  nos acercamos a ese lugar de nombre tan singular, y con apenas ocho casas y una docena de vecinos.

Nos detuvimos en su diminuta capilla bajo la advocación de la Virgen del Carmen, cuya fiesta se celebra en julio juntamente con la aldea de Las Jareras.

Tras caminar unos pasos más, encontramos el antiquísimo hórreo con pinturas en su toca, aunque muy degradadas, y el pestillo de la puerta con la forma de una culebra a la que no le faltaban los ojos en su cabeza ni las escamas en su cuerpo.

¡Extraordinario!

Maiche Perela Beaumont

Imagen, Valentín Orejas